cuidados vaginales

El verano es una la época del año destinada a la relajación y el disfrute, sin embargo trae algunos riesgos. El calor y la humedad son un caldo de cultivo óptimo para muchas infecciones. Nuestros ginecólogos te dan algunos consejos sobre los cuidados vaginales en verano.

Evita las irritaciones e infecciones

La higiene es importante en todas las épocas del año pero en verano la sal del mar, la arena y el cloro nos lo pueden recordar muy bien. Según nuestros ginecólogos una de las mayores causas de infección genital es la de mantener la ropa húmeda. Se recomienda llevar unas braguitas o bikini seco para cambiarlo tras salir del agua. La humedad y el calor crea en tu zona genital la proliferación de gérmenes.

Al lavar la ropa íntima los suavizantes perfumados y detergentes pueden pueden provocar una posterior irritación. Intenta moderar su uso.

Los cuidados vaginales a tomar son, más que eso, hábitos que se pueden cambiar con no mucha dificultad. Pero, como hemos dicho alguna vez, ninguna precaución nos asegura un riesgo de contagio 0. Si tienes algún problema genital acude a tu clínica Almusalud. Nosotros/as te escucharemos.

Infecciones urinarias

La uretra es el conducto por el que se conduce la orina desde la vejiga al exterior. En las mujeres es más corta que en los hombres, y esto, cómo no, hace que sea más propicia la infección urinaria en mujeres. Además el perineo (espacio situado entre los genitales y la vagina) es también más corto. Es por eso que las bacterias fecales están por lo general más presentes en los genitales femeninos. Estas bacterias pueden ascender hasta la vejiga y riñones, provocando infecciones de orina. Una medida preventiva para evitar este tipo de infecciones que tienen mayor frecuencia en verano es limpiarse de adelante hacia atrás.

Alimentos que cuidan tu vagina

El portal femenino AllWomenStalk elaboró una lista de alimentos que favorecen a tu salud vaginal. Estos son los alimentos que recomendamos:

  • Yogur: El yogur y los alimentos que contienen prebióticos ayudan a mantener el pH de tu vagina en los niveles adecuados.
  • Agua: El agua es esencial en todos los cuidados posibles. En tu vagina ayuda a mantenerte lubricada, lo que evita posibles irritaciones y mantiene una mucosa vaginal activa.
  • Arándono rojo: De nuevo un alimento que ayuda a mantener los niveles de pH y tiene efectos positivos en la vejiga.
  • Frutas y vegetales: Los vegetales de hojas verdes en especial ayudan a mantener una hidratación correcta y ayudan a tu vagina así como al resto de tu organismo.
  • Ajo: Combate las bacterias y virus que pueden ocasionarte más de un problema.
  • Nueces: Las nueces contienen zinc, elemento químico que se ha comprobado que es importante para la regulación menstrual.

El sexo en verano

En verano también aumentan estadísticamente las posibilidades de contraer una enfermedad de transmisión sexual. Una de las causas es que aumentan las relaciones esporádicas pero el principal factor de riesgo es el calor en sí mismo. Procura usar siempre preservativo y mantenerlos en un lugar fresco. Las relaciones en la playa y la piscina pueden hacer que tu vagina no lubrique de forma adecuada.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Clínica / Blog / Cuidados para tus partes íntimas este verano